La Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) advirtió en los últimos días que los cambios en la órbita de la Luna podrían generar grandes inundaciones en el planeta en la próxima década, además estima que para 2030, podría haber mareas más altas que impactarían las costas.

Según la agencia, se espera que esto provoque “un aumento en el número de inundaciones en casi todas las costas continentales de Estados Unidos, Hawái y Guam”, dijo la agencia en una publicación del periódico Independent.

Según la NASA, Estados Unidos estará en “una década de aumentos dramáticos en el número de inundaciones” a causa de la Luna. Y agregó: “Solo las costas del norte lejano, incluida la de Alaska, se salvarán durante otra década o más porque estas áreas terrestres están aumentando debido a procesos geológicos a largo plazo”.

Pero esto no es nuevo, señaló el medio, porque las mareas altas preocupan en ciudades del Atlántico el Golfo de Estados Unidos.

De hecho, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos registró al menos 600 inundaciones de este tipo solo en 2019. Pero, según la NASA, cuando ocurra la siguiente etapa de amplificación de la Luna, Estados Unidos estará en “una década de aumentos dramáticos en el número de inundaciones”.

Por Jorge A. Leyva

Periodista. Licenciado en Comunicación. Columnista en Agenda Setting Diario. Comentarista de política en radio. Journalist. Fan del Café Necesario Marketing Político y Social Media Publicidad: jorgeleyva@agendasettingdiario.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *