“Soy un hombre latino, homosexual y casado con un hombre árabe, viviendo en Estados Unidos. O sea, yo soy una amenaza para esta gente, por donde lo veas”, confesó el cantante puertorriqueño, quien luego de la tensa situación que se ha vivido en ese país a raíz de la muerte de George Floyd, dejó saber al mundo su preocupación al vivir en esa región siendo latino.

Pese a que el cantante reconoció no estar tan expuesto como la población en general, al vivir aislado y tranquilo en su hogar, y desplazarse únicamente al trabajo y de regreso, indicó que al vivir en el país norteamericano, escucha las historias y también siente temor. “Si decidimos coger el carro e ir a cruzar el desierto y de repente parar a tomarnos un café en un ‘dinner’, puede ser peligroso”.

El astro boricua indicó, además, que, aunque él no creció pensando que EU “era así”, en realidad, “siempre ha estado así”, con la diferencia de que ahora “tenemos cámaras y lo vemos”. “Ahora nosotros como ciudadanos prendemos el teléfono, grabamos la injusticia y por eso nos enojamos, porque ahora lo estamos viendo”, explicó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.