Personal forense identificaron oficialmente el cuerpo del jugador de baloncesto Kobe Bryant entre los escombros del helicóptero que se estrelló hace dos días en una colina cerca de Los Ángeles y en el que fallecieron otras ocho personas, incluida su hija Gianna.

La ex estrella de la NBA de 41 años fue identificada por sus huellas digitales, junto con otras tres personas que estaban a bordo del avión, cuyos restos se dispersaron por casi 200 metros después de un impacto “a alta velocidad”, según los investigadores de la agencia estadounidense responsable de la seguridad del transporte (NTSB).

Jennifer Homendy de la NTSB informa de la recuperación de los restos de Kobe Bryant

Los investigadores han catalogado la escena del accidente de “realmente terrible” y aseguraron que su tarea en la escena del accidente, cuya responsabilidad ha sido transferida a la policía ahora que los escombros han sido recolectados y retirados para su análisis.

Los expertos utilizaron drones para peinar el terreno, pero también trataron de “reproducir la trayectoria del helicóptero”, explicó durante una conferencia de prensa Jennifer Homendy, miembro de la NTSB. Los investigadores ahora están organizando varios interrogatorios, incluidos los controladores de tráfico aéreo, para tratar de determinar las circunstancias del accidente. Pero las investigaciones aún durarán semanas, advirtió Homendy, quien habló de un “informe final” dentro de 12 a 18 meses.

Por su parte, los expertos forenses del condado de Los Ángeles examinaron los nueve cuerpos extraídos de los escombros para identificarlos formalmente. Además de Kobe Bryant, pudieron identificar a dos hombres y una mujer. Son John Altobelli, de 56 años, un entrenador de béisbol que murió en el accidente con su esposa Keri y su hija Alyssa, según sus familiares, y el piloto del helicóptero, Ara Zobayan, de 50. La mujer es Sarah Chester, de 45 años, que estaba en el avión con su hija Payton.

”Los investigadores todavía están trabajando para identificar a los cinco muertos restantes”, incluida la hija de Kobe Bryant, Gianna, de 13 años, que estaba en el helicóptero con su padre.

El helicóptero, un Sikorsky S-76B, se estrelló poco antes de las 10:00 a.m. (6:00 p.m. GMT) del domingo, cuando una fuerte niebla envolvió la zona. Había despegado de Newport Beach (a unos 60 km al sur de Los Ángeles), donde residía Kobe Bryant, en dirección a la Academia Mamba, un centro deportivo propiedad de la estrella, ubicado a 135 km.

Las autoridades y los expertos parecen inclinarse de momento por una maniobra accidental vinculada a la niebla en lugar de posibles problemas mecánicos como causa del suceso. El avión no tenía una caja negra, ya que no se requería en este tipo de helicóptero. Tampoco tenía una alarma de altitud, como la NTSB había recomendado repetidamente a la Agencia de Aviación Civil de Estados Unidos, aseguró la Sra. Homendy.

Restos del helicóptero de Kobe Bryant

Por Jorge A. Leyva

Periodista. Licenciado en Comunicación. Columnista en Agenda Setting Diario. Comentarista de política en radio. Journalist. Fan del Café Necesario Marketing Político y Social Media Publicidad: jorgeleyva@agendasettingdiario.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *